Sorry, you need to enable JavaScript to visit this website.
Café helado

Foto: iStock

Café helado

Probablemente el café sea una de las bebidas más famosas y consumidas del mundo. Para algunas personas incluso no es posible comenzar el día sin un café. Sin embargo, con los días calurosos que se vienen, tomar un café bien caliente y humeante quizás no sea la mejor de las opciones. Seguramente esta es una de las razones por la cual durante los últimos años se ha acrecentado considerablemente el consumo de café con hielo. Es que es una opción ideal si sois amantes del café pero para esos días más calurosos preferís una bebida más refrescante. Además, con un buen café y buenos ingredientes, podéis hacer nuevas versiones a vuestro gusto. Esta receta es fácil de preparar, ideal tanto para las mañanas, como postre o en una merienda. Conseguid tu café preferido, separad el hielo del refrigerador y ¡a disfrutar!    

28 Junio, 2022
Average: 4.3 (7 votes)

sirve para

2

Tiempo Total

0 HR 10 MIN

Ingredientes

Café
100 ml
Leche
50 ml
Azúcar
A gusto
Hielo
2 tazas

Preparación

Step 01

En primer lugar, simplemente se debe preparar un clásico café con leche con las medidas ofrecidas. Idealmente, preparar el café a temperatura templada.

Step 02

Luego, se debe agregar una o dos cucharadas de azúcar (aunque podéis elegir la cantidad que os guste) y se debe mezclar bien hasta que esté disuelta por completo con el café y la leche.

Step 03

Verter el café en una licuadora y agregar las 2 tazas de hielo. Licuar todo hasta que se obtenga una mezcla completamente homogénea y el hielo se haya triturado.

Step 04

Para finalizar, servir la mezcla del café con hielo en un vaso grande.

Step 05

Una vez servido, si lo deseáis, se puede agregar un poco de canela en polvo o crema batida. Sin embargo, hay quienes prefieren este café helado en su forma más clásica, sin siquiera leche. Por supuesto, esto dependerá del gusto de cada uno. 

Variaciones del café helado

café-helado-variaciones

Como ya hemos mencionado, si algo tiene de bueno esta preparación de café con hielo, es que podéis hacer vuestra propia versión, utilizando los ingredientes que más os gusten. A mejores ingredientes que tengamos, mejor será el resultado. A continuación, os ofreceremos algunas de nuestras opciones preferidas para que os inspires y tomes como guía para conseguir vuestra propia versión de café helado. No dejéis de aprender sobre estas variaciones de café frío que refrescarán vuestros días más calurosos.

Café helado con vainilla

Preparar esta variedad de café helado es muy fácil: se debe mezclar en una batidora unos 100 ml de café a temperatura ambiente, con 50 ml de leche, dos tazas de hielo, y al final, una bola de helado de vainilla. Por supuesto, si se prefiere agregar un poco de azúcar a la mezcla para endulzar aún más, será a gusto de cada persona. Toda esta mezcla se debe batir bien y servir en un vaso grande. Para finalizar, agregar una nube de nata montada.

Una opción diferente a esta preparación, es simplemente mezclar el café con la leche y el hielo, y servir al final con una bola de helado de vainilla.

Café helado con dulce de leche

Además de deliciosa, esta variación de café frío con dulce de leche es quizás una de las más atractivas. Para ello, se deben preparar y mezclar unos 100 ml de café (a temperatura templada), 50 ml de leche, 2 tazas de hielo y finalmente, unos 30 ml de dulce de leche. Mezclar en la licuadora o batidora a máxima potencia y servir en un vaso. Para decorar, añadir una nube de nata montada y un poco más de dulce de leche por encima. Si vuestro dulce de leche es de los que son un poco espesos, podéis calentarlo unos segundos en el microondas y quedará más líquido, ideal para decorar vuestro vaso de café helado.

Café helado vegano de leche de almendras y coco

No puede faltar entre las variedades propuestas una versión vegana, tan fresca y deliciosa como cualquier otra. Esta preparación que os traemos contiene el sabor de la leche de almendras y el coco, sabores que cuando se combinan funcionan a la perfección y deleitan cualquier paladar. Para preparar esta fácil receta, solo se debe mezclar media taza de leche de almendras con un cuarto de lata de leche de coco. Por supuesto, no puede faltar el hielo. Se pueden añadir unos 6 a 8 cubos en un vaso alto. A continuación, verter sobre los cubitos de hielo vuestro café preferido. Para esta combinación, recomendamos utilizar un café fuerte, ya que combinará mejor con la mezcla preparada previamente. Por último, se debe agregar en el vaso la mezcla de la leche de almendras con la leche de coco.

Agua de horchata (horchata de arroz)

Agua de horchata (horchata de arroz)

Siguiente Receta